Si ya construiste tu casa pero tus muros y techos interiores no tienen aplanado, no necesariamente tienes que contratar a alguien que haga el trabajo.

Así que ponte ropa vieja, compra yeso, una llana y una artesa y manos a la obra.

Para empezar debes de tener un recipiente o artesa lo suficiente grande para hacer la mezcla de yeso adentro. Además vas a necesitar una llana metálica y una talocha (llana de madera).

Es importante que te asegures de comprar yeso blanco. Si está amarillento entonces no lo adquieras, ya que es de baja calidad. Si vas a hacer el aplanado en muros y techos que no están a la intemperie puedes usar mortero de yeso simple (yesoagua) en una proporción aproximada de tres de yeso por 2 de agua (3:2). Si quieres que el aplanado sea más resistente entonces puedes agregar más o menos 4% de cemento con relación a la cantidad de yeso. 

Si quieres leer el artículo completo, descarga el PDF